poesía “A LA IGLESIA DE SAN EUTROPIO”

A LA IGLESIA DE SAN EUTROPIO

 

Magnánima te levantas

desde las cenizas

que un día pertenecieron

a unos respetados muros

abrazados por las llamas.

 

¿Qué no han visto

esos ojos desde tu horizonte

atravesando las alas

de tus cigüeñas?

Ahí estás, en tu enclave

privilegiado.

 

Las manos maestras

que elevaron al cielo

y colocaron tus piedras

dignas de fortaleza

dicen mucho de ti.

 

Tus ornamentos

te hacen bella, pero

es tu esencia la que

enaltece a tu pueblo.

 

Las venas que atraviesan

llevan a recónditas

oquedades en las que se observa

a tus siervos.

Intramuros, extramuros.

 

Desde la bóveda del cielo

pude estirar mi brazo

y con la punta de mis dedos

tocar el hilo de tu piedra.

 

Tu luz se refleja

en la mirada de

aquellos que te miran

admirando tu grandeza

dentro de la pequeñez

del ser humano.

 

 

Yolanda de las Heras 

Anuncios
Categorías: Uncategorized | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: